miércoles, 17 de enero de 2018

el mito de Sísifo

Uno de los personajes más astutos de la Mitología Griega fue Sísifo, aunque el castigo de los dioses por sus atrevimientos fue uno de los más duros.
Sísifo cargando la piedra.
Sísifo cargando la piedra.
Sísifo era el hijo del dios Eolo y fue rey de la misma ciudad que él mismo fundó, Corinto, y durante su reinado siempre destacó por su gran ingenio a la horade gobernar. Mandó construir unas murallas alrededor de Corinto e hizo que todos los viajeros tuviesen que pagar por pasar por esa ciudad.
Contaba con muchísimos rebaños de ganado en su ciudad y como vecino tenía a Autólico, quien tenía el beneplácito del dios Hermes, el que le había otorgado el poder de convertir los toros en vacas y pasarlas del color blanco a rojo, con lo que el verdadero dueño del ganado nunca encontraría sus reses, a pesar de estar frente a él o muy cerca.
Poco a poco, Sísifo vio cómo sus rebaños iban menguando y comenzó a sospechar de que algo extraño pasaba, por lo que intentó poner remedio al asunto grabando en las pezuñas de sus reses una frase: “Me ha robado Autólico” en pequeño tamaño, lo que demostraría que las vacas habían sido robadas.
Ante tal gesto de astucia, Autólico envió a su hija Anticlea para enamorar a Sísifo y que tuviera hijos con él para heredar su inteligencia y astucia para poder lucrarse posteriormente con el ingenio de los hijos de su hija.
Pero Sísifo no solamente demostró astucia en este caso de los robos de reses sino que consiguió engañar a los dioses. Un día en el que estaba en su palacio, Sísifo vio una gran águila que portaba en sus garras una mujer.
En este caso, el águila era una imagen del mismísimo dios Zeus, quien había raptado a Egina, la hija de Asopo, dios de los ríos. Poco tiempo después, Asopo acudió a pedir ayuda a Sísifo, conocedor de su astucia.
Sísifo le dijo que le diría el nombre de quien había raptado a su hija a si a cambio creaba un río en la colina donde estaba creciendo la ciudad de Corinto, a lo que Asopo accedió. Sísifo le dijo que había sido Zeus, quien al advertir la presencia de Asopo se convirtió en una piedra para no poder ser detectado.
Zeus castigó a Sísifo a ir al mundo de los muertos, con su hermano, el dios Hades, pero gracias a su astucia volvió a escapar de las manos de este dios, posteriormente de Hermes, quien tenía el poder de visitar tanto el Olimpo como el mundo de los dioses e incluso de Perséfone, la esposa de Hades.
Pero finalmente Hermes consiguió atraparlo y llevarlo al reino de Hades, donde fue condenado a subir con una enorme roca a lo alto de una colina y cuando ésta estaba arriba se caía, con lo que ese era el destino de Sísifo, repetir una y otra vez lo mismo durante la eternidad.

lunes, 15 de enero de 2018

El diluvio universal en la mitología griega




Uno de los factores comunes de muchas civilizaciones en sus mitologías ancestrales es el de un diluvio universal. Los helenos también tuvieron el suyo.




Con el nombre de diluvio universal se trata de recoger, en términos generales, un hecho asociado a una supuesta situación de persistentes lluvias que desembocó en una inundación universal  que borró de la faz  de la Tierra a la humanidad, menos a unos elegidos.
Solo un hombre y su familia junto con una serie de animales fueron salvados de la ira de uno o varios dioses.  En muchos relatos se trata de una venganza de los dioses a la raza humana por su mal comportamiento frente a las leyes divinas (reales o sacerdotales). Otros dioses/semidioses o héroes cuentan los planes severos a un elegido para salvar la raza humana. Cuando la religión es monoteísta el mismo díos que castiga a la raza humana es el que la salva por un elegido por el mismo. Esto es, a grandes rasgos, los diluvios universales indo-europeos.
Para la cultura occidental el mito (o realidad para los que tienen fe) de la Biblia relata como Dios castigó a al humanidad en el Génesis.  La mala conducta del ser humano hizo que Dios castigara a la especie humana inundado toda la Tierra. El ser elegido fue Noé y su familia. En este caso Dios es el “castigador” y “salvador” de la humanidad. Noé es el elegido para perpetuar la especie y ser fundador de una estirpe o nación.
El mito bíblico  viene de otro anterior y lejano_ el babilónico. Anteriormente, las religiones politeístas que regían y dominaban el “Creciente Fertil” que abarcaba Mesopotamia, parte de Siria y Turquía, entre otros lugares, desarrollaron y expandieron la idea de diluvio universal en el Poema de Gilgamesh y sus variantes. En dicho poema los dioses castigaron a la humanidad pero un chivatazo de otro díos menor que salvó al ser humano.
Aunque muchos mitos pueden tener alguna base histórica, el carácter universal del diluvio hace que no sea concebible para el ser humano moderno consciente de lo que es los universal o global hoy en día. Lo universal en el siglo XI o V antes de Cristo era la tierra conocida y muy limitada en extensión de lo explorado.

El mito helénico del diluvio universal
Dentro de la mitología griega, con las cinco estirpes humanas  creadas por los dioses, la última fue la peor y la más mala de todas. Zeus (dios supremo del Olimpo) cansado de la maldad de los seres humanos decidió crear un terrible y final diluvio universal que acabara con ellos.  En ese momento, Zeus era el díos más importante del panteón helénico.
Zeus, dio supremo helénico, abre el cielo para generar las lluvias y porta la corona y el rayo identificativo de su poder supremo
Prometeo era un Titán amigo de los mortales y era honrado por haber robado el fuego de los dioses  y darlo a los hombres para su uso. Prometeo fue castigado por Zeus por este hecho. Pero Prometeo hizo más por la raza humana, fue su salvador: contó a su hijo Deucalión y su esposa Pirra las intensiones de Zeus para con el diluvio universal y así eliminara a la raza humana.
Prometeo le dijo a su hijo Deucalión que construyese una gran nave o embarcación, en la cual dispusieron todo lo necesario para resguardarse de un diluvio universal. Y así sobrevivieron.
El mito menciona que el diluvio fue ocasionado por el viento Austro (del sur): “sólo se dio salida al Austro, el cual se precipitó a la Tierra cargado de lluvia”.
Al terminar el diluvio, después de nueve días y nueve noche, y una vez que se secó la tierra y las aguas retrocedieron al mar, el arca de Deucalión se posó sobre el monte Parnaso, en donde estaba el oráculo de la diosa Temis.
Deucalión y Pirra entraron en el templo para que el oráculo les dijera qué debían hacer para volver a poblar la Tierra, y la diosa sólo les dijo: «Vuélvanse hacia atrás y arrojen los huesos de su “madre”.»
Deucalión y su mujer adivinaron que el oráculo se refería a las rocas (diosa Gea). De esa forma, las piedras arrojadas por Deucalión se convirtieron en hombres, y las arrojadas por Pirra en mujeres.
De esta forma fue creada la nueva y renovada especie humana a partir de dos seres humanos. El primero de ellos fue Helén se engendraron los helenos.
El mito heleno es muy parecido a otros mitos de lugares cercanos: Zeus es el díos castigador que quiere eliminar a la raza humana, los seres humanos se habian vuelto malos por desobedecer las leyes de los dioses, otro dios o un semidios cuenta los planes de Zeus a un elegido, éste y su familia construyen un arca, se genera por Zeus un suceso-castigo donde la lluvia persitente y abundante es la protagonista, se salvan y son los responsables para fundar una estirpe especial y generadora del pueblo elegido para reiniciar la estirpe humana.

jueves, 11 de enero de 2018

Soñar con personajes mitológicos: el simbolismo de tus sueños

Los sueños con mitología tienen una interpretación muy especial


Qué significa soñar con personajes mitológicos
Somos lo que soñamos y nuestros sueños se inspiran en nuestro contexto cultural. Es un interesante círculo a la hora de interpretar los sueños que se comprende mejor al soñar con personajes mitológicos. Lógicamente, los sueños con mitología no van a hacerse realidad pero te pueden descubrir aspectos de tu personalidad que desconocías. Atrévete a llegar hasta el fondo y descubre en nuestro diccionario de sueños qué significa soñar con personajes mitológicos.

El significado de los personajes mitológicos en tus sueños

Al igual que ocurre con otro tipo de sueños, para llegar al significado de los sueños con personajes mitológicos hay que entender antes el simbolismo del personaje. Se trata de un simbolismo muy arraigado en el contexto cultural en el que nos movemos y llega hasta el fondo mismo de nuestra forma de ser. Es por eso que los sueños con mitología son tan interesantes.
+ A partir de ahí, puedes soñar con criaturas mitológicas como elfos o duendes como señal inequívoca de que deberías empezar a creer en la magia. Tal vez tus sueños se llenen de hadas o anjanas porque necesitas un espíritu protector o ángel de la guarda. O puede que tu fantasía onírica se haya disparado al tiempo que tu creatividad y por eso sueñas con unicornios, por ejemplo.
+ También puedes soñar con dioses específicos y para interpretar el sueño debes ir a la raíz de cada personaje mitológico. Soñar con Zeus implica poder, capacidad de organización y cierta prepotencia, mientras que soñar con Poseidón te devuelve la confianza en el poder inmenso del mar y las olas que vienen y van como tus circunstancias vitales.
+ Tu vida amorosa también se puede ver representada en esos sueños con personajes mitológicos, como cuando sueñas con Cupido, tal vez influenciada por la proximidad de San Valentín. O cuando sueñas con Venus o Afrodita, un sueño que te muestra tu capacidad de seducción. En cualquier caso, puedes estar segura de que soñar con mitología te recarga de energía y de poder.

martes, 9 de enero de 2018

El Tarot y Mitología: significado de los arcanos mayores

significado arcanos mayores
Arcanos mayores del tarot y su relación con la Mitología.
El tarot es una baraja de cartas que se utiliza como medio de consulta e interpretación de hechos, tanto del pasado como del presente o del futuro, cuyo origen lo encontramos al menos en el siglo XIV.
Las cartas, y más específicamente los arcanos mayores, tienen un significado mitológico que hoy os queremos explicar.
El tarot, la mitología y el amor siempre están relacionados, y es algo suele consultarse con mucha frecuencia en las tiradas del tarot con los arcanos mayores.

Significado mitológico de los arcanos mayores del tarot

El Mago: es el arcano mayor que está asociado con Hermes o Mercurio. Mercurio está asociado con el trabajo de la tierra y de las bestias, es decir con la agricultura y el ganado. Algunos también asocian a esta carta con los muertos que inician su camino hacia el inframundo.
La Suma Sacerdotisa: representa a Perséfone, relacionada con las estaciones y con el florecer que se da en la primavera.
Indica también el castigo que todos podemos sufrir de lo divino o superior a nosotros.
Los Amantes: se asocian a Paris. La mitología lo asocia con su hermana Casandra que le reconoció en unos juegos en Troya. La fuerza de los amantes, que todo lo pueden, pero que también puede caer en desgracia.
La Luna: vinculado a Hécate es muy poderoso y permite triunfar en todos los campos de la vida. Hécate ejerció gran poder a pesar de Zeus. Este ser mitológico tiene también un carácter perturbador, ya que suele tener vínculo con la magia negra y el esoterismo más pernicioso.
El Emperador: está asociado al más grande, es decir, a Zeus. Se trata de una las cartas más angulares el tarot, ya que lógicamente se asocia con el gran dios o con el origen de la fuente, esta carta significa un gran fuerza motriz para todo lo que queramos realizar.
La Muerte: es el reverso de la carta anterior, y se asocia con Hades. Hades representa la fuerza de nuestros miedos, de nuestra fuerza oscura de lo que debe morir para que seamos mejores. Esta carta puede asustar pero solo indica grandes cambios, que pueden servir para crecer como persona. Muere o evoluciona como Hades, el antagónico de Zeus.
La Fuerza: representada por Heracles, más conocido como Hércules. Hércules representa toda la fuerza, si bien, tuvo que superar varias pruebas, concretamente doce, por lo que esta carta representa mucha vitalidad pero también muchas trabas que habrá que superar.
El Ermitaño: representado por Cronos en griego o por los romanos Saturno. Cronos luchó como un titán y fue vencido por Zeus, siendo encarcelado por ello. Un futuro de los que podemos ser prisionero.
La Justicia: representada por Atenea o en mitología romana Minerva. Hija de Zeus representa la fuerza de la guerrera, si bien en contraposición con Ares es una fuerza más inteligente, no tan violenta y despiadada como lo es en Ares.
El Diablo: asociado mitológicamente al Dios pastor Pan. Lascivo y representado por un cabrío que persigue a las ninfas, siempre con intenciones libidinosas.
La Estrella: representa a la primera mujer que Zeus envió a los hombres, Pandora no como regalo sino todo lo contrario como castigo por haber descubierto el fuego. Pandora fue ofrecida a Epimetio en una caja cerrada con la condición que no fuera abierta. Como sabemos la curiosidad fue más fuerte y la abrió, todos los males se extendieron por todo el mundo. Males versus esperanza, lo único bueno que dio la caja de Pandora.

lunes, 8 de enero de 2018

4 fascinantes deidades galesas

Su mitología era conservada oralmente por los famosos druidas. Gran parte de ella se perdió en el tiempo, pero hay historias fascinantes sobre las deidades galesas que todavía encantan a la gente.

Las deidades galesas cuyas historias te sorprenderán

1. Aranrhod
Ella era virgen, hija de la diosa Don y Beli, diosa del cielo y la fertilidad.
Cuando su tío el dios Math necesitaba una virgen, se le pidió a Aranrhod que pisara la varita mágica de su tío. Así, dio a luz a Dylan y a Lleu. Su hermano Gwydyon adoptó a su hijo Lleu como propio, ya que Aranrhod se negó a reconocer a Lleu como suyo y en lugar de darle tres bendiciones a su hijo, lo maldijo tres veces. Se negó a darle a Lleu un nombre, armas y armaduras cuando llegó a la edad adulta y maldijo a su hijo para que no pudiera casarse con una mujer.
4 fascinantes deidades galesas que debes conocer
Gwydyon llamó a su tío Math para que lo ayudara a encontrar una novia para Lleu. Con su magia combinada, crearon una mujer con flores. Esta mujer de flores se llamaba Blodeuedd, y era la mujer más bella del mundo, pero resultó ser una esposa infiel y esto casi le costó la vida a Lleu.
2. Math
Math era un poderoso hechicero y el señor de Gwynedd, en el norte de Gales. A este rey le gustaba descansar los pies en el regazo de una doncella virgen. Esta doncella se llamaba Goewin, la hija de Pebin de Dol Bebin en Arvon. Sin embargo, su sobrino Gilvaethwy se enamoró de Goewin y la violó. Math castigó a su sobrino y a Gwydyon, quien también estuvo involucrado, transformándolos en varias formas animales durante tres años.
deidades galesas, math
Cuando Math necesitó a otra doncella, Gwydyon sugirió a su hermana -la ya mencionada- Aranrhod, hija de Don. Math probó a Aranrhod haciéndola pisar su varita mágica y, como te hemos contado, aunque era virgen dos hijos salieron de ella.
3. Gwydyon
El dios guerrero Gwydyon era el dios de la magia, la poesía y la música. Fue el consejero principal de su tío Math, rey de Gwynedd, en el norte de Gales, y es muy importante en la mitología galesa por su relación con el hijo de su hermana, Lleu Llaw Gyffes, a quien tomó bajo su protección después de que su madre lo rechazara y maldijera, ayudándole a superar las maldiciones.
4. Rhiannon
La diosa del caballo Rhiannon era el equivalente galés a Macha (irlandésa) y también estaba asociada a una diosa romano-celta, Rigantona (“Gran Diosa”).
Rhiannon, 4 fascinantes deidades galesas que debes conocer
Rhiannon
Ella es una mujer del Otro Mundo con mentalidad fuerte, que eligió a Pwyll, príncipe de Dyfed (oeste de Gales), como su consorte, por encima de otro hombre con quien estaba comprometida. Era inteligente, políticamente estratégica y famosa por su riqueza y generosidad. Con Pwyll tuvo un hijo, el héroe Pryderi, que más tarde hereda el señorío de Dyfed. Sufrió una tragedia cuando su hijo recién nacido fue secuestrado y ella acusada de infanticidio.

viernes, 5 de enero de 2018

Conozca los pueblos nativos de Norteamérica y su mitología

La mitología de las poblaciones nativas del territorio de Norteamérica comprende una multiplicidad de relatos tradicionales asociados con la religión desde una perspectiva mitográfica.
Los sistemas de creencias de los nativos de Norteamérica contienen muchos relatos sagrados. Tales historias espirituales se hallan hondamente sustentadas en la naturaleza y tienen un rico simbolismo de estaciones, el tiempo, plantas, animales, la tierra, el agua, el cielo y el fuego.
estados unidos
Son comunes la iniciación de Gran Espíritu que lo comprende todo, universal y omnisciente, un vínculo con la Tierra,  además de diversos relatos sobre la creación y la memoria colectiva de ancestros comunes.
Las prácticas de adoraciones tradicionales suelen integrar las numerosas reuniones tribales, las cuales contienen la danza, el ritmo, canciones y el trance (la danza del sol).

Nativos de las Grandes Llanuras

Los Pies Negros: Una tribu que vive en Alberta y Montana. Primitivamente habitaban en el oeste de los Grandes Lagos en Montana y Alberta y pertenecían a la cultura de los Indios de las Grandes Llanuras.
Crow: Tribu de las Grandes Planicies. Al chamán o representante de la tribu se le conocía como Akbaalia (sanador).
Lakota: Tribu situada en América del Norte, igualmente conocida como sioux.
Pawnee: Una tribu delimitada en Nebraska (Estados Unidos).

Algonquinos

Mitología abenaki: Las ceremonias religiosas se encontraban dirigidas por los chamanes, denominados Medeoulin (Mdawinno).
Anishinaabe traditional beliefs: Una tribu de la región de Norteamérica delimitada principalmente cerca de los Grandes Lagos.
Cree: Una estirpe de Norteamérica limitada en el oeste de Ontario en las Praderas canadienses, aunque existen tribus confinadas en los territorios del Noroeste y en Québec.
Lenape: Una tribu de Norteamérica del área del río Delaware.

Muskogueanos (sur de los Estados Unidos)

Mitología iroquesa: comprende cinco estados del norte de Estados Unidos.
Cheroqui: Una cultura situada al sudeste de los Estados Unidos y de Oklahoma.
Mitología choctaw: Refiere una cultura del sureste de los Estados Unidos y de Oklahoma. Primitivamente proveniente del área del Misisipi, Alabama y Luisiana.

domingo, 31 de diciembre de 2017

¡Felices fiestas Saturnales!

Mitología aparte, parece ser que los romanos comenzaron a celebrar las Saturnales a raíz de la derrota sufrida por su ejército en la batalla del lago Trasimeno en el 217 a.C.

Mitología aparte, parece ser que los romanos comenzaron a celebrar las Saturnales a raíz de la derrota sufrida por su ejército en la batalla del lago Trasimeno en el 217 a.C.

  • Mitología aparte, parece ser que los romanos comenzaron a celebrar las Saturnales a raíz de la derrota sufrida por su ejército en la batalla del lago Trasimeno en el 217 a.C, con el fin de elevar la moral la gente. Rápidamente cobraron importancia, convirtiéndose en una fiesta de primer nivel y extendiéndose a todas las capas de la sociedad romana.
    Nos encontramos ante las mismísimas puertas de la Navidad, fiestas muy entrañables donde todo el mundo parece olvidar rencillas pasadas y confraternizan durante unos días, embebidos de espíritu navideño. Sin duda alguna durante estas fiestas tendremos ocasión de reflexionar y ver qué queremos mejorar el año próximo. Pero… ¿de dónde viene la Navidad? Como imaginarán por quien escribe este artículo, Navidad es otro de los aspectos que hemos heredado de los antiguos romanos. ¿Cómo celebraban estas fiestas en la Antigua Roma?

    Saturnales, embrión de Navidad

    Indagar en el origen de las Navidades es harto complejo, en tanto en cuanto las fiestas que celebramos hoy en día son una amalgama de tradiciones y rituales de diversa procedencia. Sin embargo, si echamos la vista atrás, a la época romana, podremos encontrar quizá el germen del que surgió la Natividad primitiva. Al igual que con las festividades de Halloween o San Valentín, nuestras pascuas tienen un origen pagano. Recibían el nombre de Saturnales y honraban al dios Saturno.
    Saturno era una poderosa y antigua deidad romana, que más tarde se vio influida por los griegos, adoptando aspectos de Crono. En ocasiones se le representaba con aspecto de anciano, barbado y suele llevar una hoz, que podría representar el tiempo, ese tiempo que es eterno para los dioses y demasiado breve en ocasiones para los hombres. Originalmente Saturno era un dios dedicado a las cosechas y labores agrícolas, esposo de la deidad Ops. Ocupaba el puesto de dios supremo y para conservar ese poder tenía prohibido engendrar hijos, de modo que cada vástago que nacía de Ops él lo devoraba (eso representa el cuadro de Goya) hasta que su esposa decidió ocultar a algunos de esos hijos para que acabaran enfrentándose a su padre. Así, el dios Júpiter logró derrocar a Saturno.

    La gente celebraba que habían terminado las cosechas de otoño y las familias podían gozar de un período de descanso, los negocios cerraban y se decoraban los hogares con velas y demás objetos, tales como plantas y figurillas


    Mitología aparte, parece ser que los romanos comenzaron a celebrar las Saturnales a raíz de la derrota sufrida por su ejército en la batalla del lago Trasimeno en el 217 a.C, con el fin de elevar la moral la gente. Rápidamente cobraron importancia, convirtiéndose en una fiesta de primer nivel y extendiéndose a todas las capas de la sociedad romana. Se hicieron tan populares que se alargaron varios días, desde el 17 de diciembre hasta el 24. La gente celebraba que habían terminado las cosechas de otoño y las familias podían gozar de un período de descanso, los negocios cerraban y se decoraban los hogares con velas y demás objetos, tales como plantas y figurillas.
    Durante la Saturnalia se oficiaba un sacrificio público en el Templo de Saturno (situado en el Foro Romano y donde se guardaba el tesoro del Estado) y tras él, un multitudinario banquete en el que todo el mundo podía participar. En estos días la gente bebía y comía en abundancia y se intercambiaban regalos, tanto es así que se cuenta que los esclavos podían cambiar el rol con sus amos, pasando ellos a ser los servidos.
    Coincidiendo con Saturnalia encontramos también Brumalia, la fiesta que homenajea el solsticio de invierno, y consecuentemente el alargamiento de los días, el triunfo del sol sobre la oscuridad.

    La llegada del cristianismo

    Con el advenimiento de la religión cristiana, nombrada culto oficial por el emperador Constantino el Grande en el 312, las fiestas y liturgias paganas van decayendo poco a poco hasta su prohibición y desaparición años después. Muchas de las festividades clásicas sufrieron un proceso de “cristianización” para adecuarlas a las nuevas creencias, convirtiéndose en un elemento de unión usado por los emperadores y la Iglesia. Este fue el caso de Saturnalia.
    La fiesta era demasiado popular como para prohibir su celebración, de haberlo hecho, la gente hubiera seguido celebrándola clandestinamente, de modo que la Iglesia, hábilmente, lo que hizo fue poner la fecha del nacimiento de Jesús (que no se sabe con exactitud), en diciembre, haciéndolo coincidir con las fiestas paganas, por lo demás, la Saturnalia seguía igual. Del mismo modo que mandaba a los paganos un mensaje, que venía a decir que podían convertirse al cristianismo mientras conservaban sus costumbres.

    Una vez explicado brevemente el origen de nuestra Navidad, aprovecho este artículo para desearos unas felices fiestas y próspero año nuevo, esperando que durante el 2018, pueda compartir con todos ustedes muchos más escritos. Como no podía ser de otro modo y en homenaje a nuestros romanos “Io Saturnalia”.